El esfuerzo no asegura el resultado

El esfuerzo no asegura el resultado

¿Te han contado alguna vez la película del esfuerzo? Sí, es aquella que dice que únicamente con esfuerzo y trabajo duro se llega a los resultados deseados. Pues en muchas ocasiones no es así exactamente y más bien sucede lo contrario; y, dado que no podemos controlar todas  las posibles  variables que influyen en un resultado, queda demostrado que hagas lo que hagas, el esfuerzo no asegura el resultado.

El esfuerzo no asegura el resultado

A veces el esfuerzo mal enfocado puede generar energía desaprovechada

¿ Por qué el esfuerzo no siempre produce el resultado?

Esto no es una ciencia exacta. Son tantos los factores que influyen en un determinado resultado que resulta imposible establecer una relación directa entre esfuerzo personal y consecución del resultados. No se trata de hacer muchas cosas, de insistir obsesivamente, de quemarse en el proceso, sino de elegir bien lo que vas a hacer para impulsar dicho resultado y estar abierto a cambiar la dirección de tus acciones en todo momento.

A veces toca esperar. A veces la paciencia es más efectiva que un esfuerzo sostenido. Hay momentos que toca esperar y respetar el proceso de crecimiento y emergencia de las cosas. Así como por regar una planta más veces no va a crecer más rápido, no podemos pretender que haciendo más cosas o aumentando el esfuerzo vaya a producirse el resultado. Como dijo sabiamente Confucio, “La paciencia infinita produce resultados inmediatos“.

El entorno a veces no apoya. Muchas veces para que florezca una idea, un proyecto o un resultado concreto, tienen que darse las condiciones idóneas. Hay momentos que favorecen ciertos resultados y otros que no; y esto no quiere decir que haya que cruzarse de brazos, simplemente saber en qué dirección va el viento, para saber orientar las velas en vez de cabrearte con el temporal.

No podemos controlar el resultado, pero sí elegir la actitud adecuada

Da sin esperar nada a cambio. A veces las expectativas y la prisa por alcanzar el resultado juegan malas pasadas, y cuando creemos que hemos hecho mucho pero no se produce lo que esperamos, surge la frustración y el enfado. Así que, entrégate a lo que pide el momento, actúa con claridad y da tu 100% en lo que realmente sientes que tienes que hacer ‘ahora’ sin esperar nada a cambio; simplemente hazlo y disfruta haciéndolo. Esa entrega completa y satisfactoria será lo que vaya reforzando tu dirección o camino elegido.

No deposites la confianza fuera sino dentroCuando depositamos la confianza fuera y creemos que algo o alguien nos proporcionará el resultado deseado y no se produce, aparecerá la decepción y el rencor. Esta situación, solo indica que no te has responsabilizado al 100% de ti y es conveniente inclinar la balanza. Confía más en ti, toma tus propias decisiones, elige por ti mismo las  acciones a emprender y nunca esperes que sea el entorno el que te diga lo que tienes que hacer.

Actúa para ti, no para recibir algo a cambio. Cuando actuamos para conseguir algo, muchas veces dejamos lo importante por el camino. Tener la mente constantemente en el futuro(‘persiguiendo cosas’) tensiona, desgasta y hace que te pierdas las oportunidades del ‘momento presente’. Elige la dirección que quieres, y luego actúa por y para ti; siéntete a gusto con lo que haces, escucha tu instinto y lánzate a aquellas oportunidades con las que sintonices personalmente. Sentirse bien durante el proceso tiene más peso que conseguir el resultado.

No interpretes erróneamente. Ya hemos dicho que en muchas ocasiones un resultado favorable depende de muchísimas variables, a las cuales no tenemos acceso ni control. Así que, no te castigues innecesariamente, ni dudes de tu capacidad ni de la importancia de tus acciones. Mantén la visión de lo que quieres y simplemente cuídala. Así, cuando llegue el momento adecuado, estará ahí para poder florecer constructivamente.

Adelante!,

Marca tu propia dirección, actúa para ti, sé paciente y mantén la visión positiva de lo que quieres sin esperar nada a cambio”.

Responder

Iris Integra

Contribuimos al crecimiento de las empresas a través del desarrollo de las personas. Impulsamos la mejora continua del Know How y el modelo de negocio de las empresas, a través del desarrollo continuo del talento.

 

Carril de Los Caseros, 10
30167 La Raya, Murcia (España)
+34 968 900 327 | Teléfono
+34 968 903 930 | Fax
info@iris-integra.net

Suscríbete a nuestro boletín de noticias y te mantendremos informad@ de todas nuestras novedades.